Pastor ovejero australiano o Pastor ganadero australiano

El encantador pastor ovejero australiano, también conocido como pastor ganadero australiano, pertenece a las razas de perros de tamaño mediano. Esta raza fue desarrollada para funcionar. Por lo tanto, los pastores australianos necesitan actividad física y estimulación intelectual para sentirse felices.

Características, personalidad y temperamento del Pastor ovejero australiano

La personalidad de los pastores australianos es inconfundible. Tienen un temperamento fuerte, una resistencia envidiable y un fuerte instinto protector. Estos patudos son principalmente perros de trabajo y su instinto de vigilancia y protección no desaparece cuando viven con la familia. Además, a los pastores australianos les encanta trabajar y hacer todo lo posible en todas las situaciones. Así pues, puedes estar seguro de que este inteligente y activo patudo estará muy feliz de ayudarte con cualquier tarea que te encomiende.

El Pastor ganadero australiano, un perro de trabajo con fuerte personalidad y temperamento

Una de las características más llamativas de los pastores australianos es su enorme deseo de complacer. A estos patudos les encanta ver felices a sus dueños y realmente disfrutan trabajar con ellos. Por lo tanto, al combinar una alta capacidad de aprendizaje con la obediencia, los pastores australianos son extremadamente populares entre las familias. Sin embargo, el deseo de agradar no lo anula todo. Estos patudos no obedecen ciegamente las órdenes de los propietarios. Es importante no olvidar el origen de esta raza. Los pastores australianos tenían que poder tomar decisiones por sí mismos cuando trabajaban con rebaños. Y esta habilidad no se ha perdido con el tiempo.

El Pastor australiano, un perro con habilidades de aprendizaje y observación

La excelente capacidad de aprendizaje y dedicación puede llevar a los propietarios a pensar que estos patudos son fáciles de educar. Es un error común, pero puede tener graves consecuencias. Los pastores australianos aprenden rápidamente los comportamientos correctos, pero también incorrectos. Además, los pastores australianos identifican rápidamente las debilidades de los propietarios y las aprovechan para su beneficio. Entonces, quien tenga uno de estos patudos en la familia debe prestar mucha atención a su educación. Es importante combinar una buena dosis de paciencia y cariño con firmeza y consistencia. Una educación constante, mucho amor y atención aseguran que vivir con un pastor australiano sea una experiencia muy gratificante.

Pastor ovejero australiano

Apariencia del Pastor ovejero australiano

La aparición de los pastores australianos permite identificarlos fácilmente como una raza de trabajo y pastoreo. La enorme disponibilidad para trabajar y la igualmente grande necesidad de movimiento indican inmediatamente que estos perros son perros de trabajo. Sin embargo, la apariencia física también muestra sus capacidades. Los pastores australianos son fuertes y musculosos, pero también muy ágiles y flexibles. La altura de los machos está entre 51 y 58 cm a la cruz y en las hembras entre 46 y 53 cm. Además, pesan un máximo de 22 kilos. Así, se puede concluir que aunque los pastores australianos pertenecen a la categoría de perros medianos, son bastante ligeros. Todas estas características hacen que los pastores australianos obtengan muy buenos resultados en los deportes caninos.

Cuerpo bien proporcionado con una cola corta.

Como perro de trabajo, el pastor australiano tiene un cuerpo robusto, pero nunca con una apariencia cruda. La cabeza de estos patudos es ancha pero se estrecha hacia el hocico, con un stop bien definido. El cuerpo y la cabeza son proporcionales y equilibrados. Los dientes de los pastores australianos son fuertes y la mordida es de tijera o pinza. Las orejas son triangulares, insertadas en la parte elevada de la cabeza. Cuando el pastor australiano está atento o interesado en algo, las orejas se inclinan hacia adelante o hacia los lados. La cola es recta y generalmente corta. En los países donde está permitido cortar la cola, no debe exceder los 10 cm.

Un abrigo para soportar el clima con muchas variaciones de color.

El pelo de los pastores australianos puede ser liso a ondulado y proporciona una gran protección contra el clima debido a la capa interna. Los machos tienen una melena más grande que las hembras. Sin embargo, en la cabeza, orejas, en la parte delantera de las piernas y en la parte posterior de las rodillas, el cabello es suave y corto en ambos sexos. El pelo de los pastores australianos puede tener cuatro colores principales. Estos a su vez se pueden combinar entre sí. Así, en la práctica existen 16 posibles variaciones para el color del pelaje de estos patudos.

Los cuatro colores principales son:

  • negro
  • rojo
  • Azul merle, es decir, negro jaspeado con gris como color de fondo.
  • Rojo merle, es decir, rojo o marrón jaspeado con rojo claro o beige como color de fondo.

De aquí vienen las 16 combinaciones de colores posibles.

  • Negro: cabello totalmente negro sin manchas
  • Rojo: cabello completamente rojo sin manchas
  • Azul merle: negro jaspeado con gris o azul como color de fondo sin manchas
  • Rojo merle: pelaje jaspeado rojo o marrón con rojo claro o beige como color de fondo impecable
  • Negro bicolor (cobre): pelo negro con manchas cobrizas.
  • Bicolor negro (blanco): cabello negro con manchas blancas.
  • Rojo bicolor (cobre): cabello rojo con manchas cobrizas
  • Rojo bicolor (blanco): cabello rojo con manchas blancas
  • Azul-merle (blanco): cabello de color merle (gris o azul) con manchas blancas.
  • Blue-merle (cobre): cabello de color merle (gris o azul) con manchas de cobre.
  • Merle-red (blanco): cabello de color merle (rojo o marrón) con manchas blancas.
  • Merle-red (cobre): cabello de color merle (rojo o marrón) con manchas de cobre.
  • Tricolor negro: pelaje negro con manchas blancas y cobrizas
  • Tricolor rojo: pelo rojo con manchas blancas y cobrizas
  • Blue-merle (blanco / cobre): cabello azul / gris merle con manchas cobrizas y blancas
  • Rojo merle (blanco / cobre): cabello merle rojo / marrón con manchas cobrizas y blancas

Pastor ovejero australiano

El color de ojos del Pastor ganadero australiano

Los ojos y las orejas pueden ser de cualquier color, pero el blanco no puede predominar. Sin embargo, se permiten manchas blancas. Además, el estándar oficial de la raza no acepta partes del cuerpo cubiertas de pelaje blanco, ni la nariz despigmentada. El color de los ojos en particular varía tanto como el color del cabello. Así, encontramos pastores australianos con ojos azules, marrones, ámbar así como cualquier combinación de estos. Los ojos también pueden tener manchas o estar veteados.

Historia del Pastor ovejero australiano

El nombre de esta raza nos engaña, ya que su origen no es Australia, sino Estados Unidos. Sin embargo, aún no se ha podido determinar el origen exacto de estos enérgicos y cariñosos patudos. Entonces, existe la teoría de que sus antepasados ​​habrían venido de Australia. Más concretamente, esta teoría considera que los pastores australianos son descendientes de perros traídos de Australia por pastores vascos durante la época de la fiebre del oro en el siglo 19. Estos emigrantes llevaron sus ovejas a Estados Unidos, que se conoció en este país como oveja australiana.

Una estrella en el oeste americano

Los pastores australianos se hicieron muy famosos en las granjas y ranchos estadounidenses. La versatilidad de estos patudos convenció rápidamente a los ganaderos estadounidenses. Vieron a esta raza como un activo enorme para su trabajo diario, ya que los pastores australianos podían realizar tareas que iban desde el pastoreo hasta la vigilancia de la casa y el rancho. Así, los ganaderos comenzaron a desarrollar la raza. Los pastores australianos también deleitaron al público en los rodeos, lo que contribuyó a que esta raza se volviera cada vez más popular entre los estadounidenses.

En 1957, se creó el Australian Shepherd Club of America, que estableció el linaje de esta raza. Sin embargo, el estándar oficial de la raza no se creó hasta 20 años después. Además, el American Kennel Club (AKC) estableció el estándar oficial en 1993. 3 años más tarde, la Fédération Cynologique Internationale (FCI) reconoció oficialmente al pastor australiano como una raza independiente. La FCI clasifica a los pastores australianos en el grupo 1, perros pastores y vaqueros y en la sección 1, perros pastores y con la norma 342.

Creación y salud del Pastor ganadero australiano

Aunque algunos pastores australianos todavía llevan a cabo sus deberes originales de pastoreo, la gran mayoría vive con su familia humana como perro de compañía. Naturalmente, los criadores siguieron la tendencia y desarrollaron dos líneas de creación. Así, hay criadores que siguen privilegiando a los pastores australianos con características para el pastoreo. Sin embargo, otros criadores se especializan en crear temperamentos más serenos y equilibrados para los pastores australianos. Estos patudos son más adecuados para la vida familiar. Aún así, no se equivoquen, incluso estos pastores australianos más tranquilos tienen una energía casi inagotable. Los propietarios no deben subestimar la energía que tienen estos patudos cuando van a adquirir una hermosa bola de pelo de color.

¡Escape de los pastores australianos baratos!

Como resultado de lo que se ha descrito anteriormente, la primera pregunta que debe hacerse al considerar un pastor australiano para su familia es si su vida se adapta a la explosión de energía que trae este patudo. Si puede responder afirmativamente a esta pregunta con confianza, el siguiente paso es buscar un criador adecuado. Y en esta etapa lo más importante es no dejarse llevar por un trato. Las gangas solo son posibles si los patudos se crean en masa, sin la atención médica adecuada. Estos llamados criadores solo se preocupan por poner en el mercado perros de razas populares en este momento y no los valoran debido a la personalidad original de la raza. Por lo tanto, estos pastores australianos a menudo desarrollan enfermedades y otros males prevenibles debido a la falta de cuidado por parte del criador.

Pastor ovejero australiano

Enfermedades típicas de los pastores australianos

Desafortunadamente, las enfermedades hereditarias en ciertas razas se han vuelto más frecuentes. Este problema se debe al hecho de que las razas más populares se crían sin un control adecuado. Las enfermedades más comunes de los pastores australianos incluyen problemas en las articulaciones, como displasia de cadera o codo. Sin embargo, estos patudos suelen sufrir enfermedades oculares, como cataratas o atrofia progresiva de retina, y epilepsia. También pueden tener problemas con la mandíbula o la dentición. Al igual que los collies, los pastores australianos también pueden tener una mutación en el gen MDR1 que causa intolerancia a varias drogas. Finalmente, las camadas resultantes del cruce de pastores australianos merle pueden sufrir ceguera o sordera. Por este motivo,

Compre su pastor ovejero australiano en un criador profesional

Una vez informado sobre las posibles enfermedades hereditarias de los pastores australianos, siempre debe buscar su patudo en un criador responsable. Solo entonces podrá estar seguro de que su patudo es hijo de pastores australianos sanos y de que se han seguido todos los procedimientos de control sanitario. Comprar su patudo a un criador serio asegura que su pareja tendrá una vida larga y saludable. También contribuye al desarrollo responsable de la raza.

Alimentación y nutrición de los pastores australianos

Una alimentación adecuada y de calidad es fundamental para garantizar el bienestar de su Pastor Australiano. Por lo tanto, el porcentaje de carne en la comida de su patudo debe ser al menos del 70%. Por otro lado, el porcentaje de verduras y frutas debe estar entre el 20 y el 30%. Tu pastor australiano prácticamente no necesita comer cereales y no debería comer azúcar. Entonces, ya sea que elija alimentos secos o alimentos húmedos, siempre debe buscar un producto con alto valor nutricional.

Mirar la lista de ingredientes da una buena pista sobre la calidad del alimento. También le permite saber si contiene todos los nutrientes que necesita su patudo. Por ejemplo, debes evitar dietas que contengan ingredientes que solo se usan para relleno, edulcorantes, potenciadores artificiales del sabor o exceso de cereales. Últimamente, BARF (alimento crudo biológicamente adecuado) se ha vuelto bastante popular. Y al igual que con la comida que cocina para su patudo, la comida BARF también tiene un mayor control sobre la calidad de la comida.

¿Qué más es adecuado para mi pastor australiano?

Es muy sencillo darle a tu pastor australiano una dieta equilibrada y saludable con todos los nutrientes esenciales. Como regla general, estas bebidas de alto contenido energético no son propensas al sobrepeso ni a las alergias.

Sin embargo, la comida debe adaptarse a las necesidades específicas de su patudo. Por ejemplo, los cachorros, que están creciendo, no tienen las mismas necesidades nutricionales que un perro adulto. O un patudo mayor, que naturalmente consume menos energía, necesita nutrientes diferentes que un perro adulto que se pasa el día jugando. Además de la edad, también es importante tener en cuenta el peso, el sexo, el nivel de actividad y el estado de salud al elegir la dieta de su patudo. Todos estos factores también influyen en la cantidad y frecuencia con la que come el patudo. Por ejemplo, los perros deben comer la dosis adecuada dividida en cuatro comidas, mientras que los pastores australianos adultos solo deben comer dos veces al día. Finalmente, como cualquier otro perro de cualquier edad.

Cachorro de Pastor ovejero australiano

Cuidados de los Pastores ganaderos australianos

Aún puedes hacer mucho por la salud de tu patudo, además de darle una dieta correcta y equilibrada y la visita anual al veterinario. Primero, cuidado del cabello. Es muy importante cepillar el pelaje de su pastor australiano a diario. Al cepillar, eliminará la suciedad de los muertos y evitará que los nudos caigan sobre el cabello. Pero las orejas, los dientes, las patas y las uñas también necesitan atención. Debe observar y limpiar cuidadosamente estas áreas una vez a la semana. Estos pequeños cuidados aseguran que tu patudo mantenga una hermosa apariencia, pero también le permite actuar rápidamente si detecta algún problema. Finalmente, este cuidado regular ayuda a fortalecer el vínculo con su patudo.

Actividades de los Pastores ovejeros australianos

Los pastores australianos no son exigentes en lo que respecta a la alimentación o al cuidado de la higiene. Sin embargo, mantener felices a los pastores australianos enérgicos es un poco más de trabajo. Incluso para patudos creados con el propósito de ser perros de compañía.

El Pastor Australiano, un perro para quienes gustan de la actividad y el deporte

Los pastores australianos definitivamente no son perros para aquellos que disfrutan de estar en casa descansando. Tampoco están satisfechos con las giras dominicales. E incluso el ejercicio físico puro, como dar largas caminatas, correr al lado de la bicicleta o jugar a atrapar pelotas no es suficiente. Los pastores australianos son inteligentes y ansiosos por aprender y, por lo tanto, necesitan actividades que los estimulen tanto física como intelectualmente. Por lo que se recomienda que proporcione actividades estructuradas con objetivos concretos. Por ejemplo, a estos patudos les gusta mucho participar en deportes caninos. También disfrutan participando en programas de formación específicos, como entrenamiento de rescate y rescate o apoyo a discapacitados.

¡Pero a los pastores australianos también les gusta descansar!

Los perros estimulados física e intelectualmente siempre se integran mejor en una familia en comparación con los perros aburridos y poco estimulados. Ya que desarrollan fácilmente comportamientos no deseados. Los propietarios que respondan a las necesidades de su patudo encontrarán en este un amigo fiel, obediente y feliz. Así, los pastores australianos estimulados, bien socializados y educados entienden que a veces no hay nada que hacer y disfrutan de momentos de descanso. De hecho, para los perros grandes el descanso es tan importante como el ejercicio, ya sea físico o intelectual.

Danos tu opinión. ¿Te resultó útil este artículo?

 

Artículo anteriorPerro de agua portugués
Artículo siguienteChow chow

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

RAZAS MÁS BUSCADAS

ÚLTIMOS ARTÍCULOS

QUIZÁS TE INTERESE...