Giardiasis canina

¿Su perro sufre problemas gastrointestinales de forma recurrente? Esto puede deberse a la presencia de parásitos llamados giardia que colonizan el intestino delgado de los perros. Lea todo lo que necesita saber sobre estos parásitos unicelulares y la giardiasis canina en este artículo.

¿La giardiasis canina es una enfermedad peligrosa?

La giardiasis canina causa diarrea maloliente, especialmente en perros jóvenes. Los perros mayores, por otro lado, generalmente no presentan síntomas. Los animales afectados expulsan el patógeno a través de sus heces y pueden infectar a otros perros e incluso a personas.

Si la enfermedad no se trata, los parásitos pueden convertirse en un problema para los perros jóvenes y debilitados e incluso para los humanos. Pero con el tratamiento y las medidas de higiene adecuados, verá con qué rapidez controlará estos molestos organismos unicelulares.

Síntomas: ¿cuáles son los principales signos de la giardiasis canina?

Estos síntomas se presentan principalmente en cachorros y perros jóvenes:

  • diarrea fétida
  • Heces viscosas y sanguinolentas (de mezclas de membranas)
  • Flatulencia
  • pérdida de apetito
  • Perdida de peso

Sin embargo, es posible que algunos perros no muestren ningún síntoma de infección por giardia. Por otro lado, siguen siendo portadores y transmisores del parásito, pudiendo infectar también a otros perros y personas.

Diagnóstico: ¿como se detecta la giardiasis canina?

Cuando los cachorros tienen diarrea siempre se recomienda que el veterinario analice una muestra de heces. El mismo procedimiento se aplica cuando los perros adultos sufren repetidamente de problemas gastrointestinales.

Para el análisis fecal, lo ideal es recolectar las heces durante tres días, ya que la giardia no se excreta en todas las heces. Si su perro está infectado, los protozoos se detectan rápidamente con una prueba rápida (ELISA). El veterinario puede hacer esto directamente en la cita o en el laboratorio.

Tratamiento: ¿cuáles son las opciones terapéuticas para la giardiasis canina?

Existen varios tratamientos disponibles para los veterinarios para el tratamiento de la giardiasis canina. Las sustancias activas dependen de cada caso.

Una vez finalizado el tratamiento, es necesario examinar otra muestra de heces. Esta es la única forma de saber que el parásito fue realmente eliminado.

Aunque el resultado de la presencia de giardia es negativo, es importante evitar reinfecciones. Para ello, proceda de la siguiente manera: desinfecte periódicamente las zonas donde se acuesta el perro y también los comederos y bebederos o, alternativamente, lávelos con agua muy caliente por encima de 65 ° C.

Si su perro comparte la casa con otros animales, también deben recibir tratamiento para la giardiasis, incluso si no muestran síntomas.

Importante: la giardiosis es una zoonosis. Esto significa que los parásitos también se pueden transmitir a los humanos. Por esta razón, las medidas especiales de higiene son cruciales, especialmente si en la casa viven niños o personas enfermas.

Pronóstico: ¿Cuáles son las posibilidades de recuperación de la giardiasis canina?

Las probabilidades de recuperación de la giardiasis canina son bastante buenas. Con un tratamiento constante y una higiene estricta, su perro se deshará rápidamente de los parásitos.

Sin embargo, hay casos más persistentes que requieren varios tratamientos a intervalos. Por tanto, una vez finalizado el tratamiento, es fundamental vigilar si ha tenido éxito o no.

Causas: ¿cuáles son las razones de la giardiasis canina?

El patógeno Giardia intestinal es un parásito que está presente en todo el mundo.

Son organismos unicelulares que se multiplican al dividirse en dos. Luego colonizan el intestino delgado de los perros, provocando los síntomas típicos de la enfermedad.

Hay dos etapas de la giardiasis: trofozoítos y quistes. Los trofozoítos son giardia que se adhieren a la mucosa intestinal. Los quistes, por otro lado, son las nuevas giardias, creadas por división celular. Se eliminan a través de las heces y se transmiten a otros huéspedes.

Así, la transmisión de giardia ocurre cuando un perro entra en contacto con las heces de un animal infectado. Los quistes son muy resistentes y pueden sobrevivir en ambientes húmedos o en agua hasta por tres meses. Por esta razón, la infección también puede ocurrir a través de superficies o alimentos contaminados.

La giardiasis canina es especialmente común en refugios de animales, perreras y áreas de cría de perros, es decir, donde viven muchos perros.

Prevención: ¿cómo evitar la enfermedad?

Para prevenir la recurrencia de la giardiasis canina, son necesarias ciertas medidas de higiene. Recoge las heces de tu perro y colócalas en los contenedores para tal fin.

Limpie todas las áreas donde al perro le gusta acostarse, incluido el automóvil. Además, limpie a fondo los juguetes, peluches, comederos y bebederos. Las máquinas de chorro de vapor están indicadas para la limpieza y desinfección de superficies.

¿Te resultó útil este artículo?

Artículo anteriorDesparasitación interna en perros
Artículo siguienteGastritis en perros

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

RAZAS MÁS BUSCADAS

ÚLTIMOS ARTÍCULOS

QUIZÁS TE INTERESE...